Budín express de mandarinas

Cuando comencé la universidad, estuve viviendo un tiempo con mis abuelos.
Mi abuela, fanática de todos los programas de cocina, una vez hizo este budín (creo que de 'utilísima', pero de cuando era un programa que daban por la tarde! [Para quienes no sean de Argentina, les cuento que utilísima era un programa de televisión donde hacían recetas de cocina y manualidades, ahora es un canal de televisión y llega a gran parte de Latinoamérica]). Cuando la vi meter en la licuadora las mandarinas enteras pensé que habría copiado mal la receta, pero NO! El resultado fue un budín perfumado y con un intenso sabor a mandarinas y desde entonces ha sido una de mis recetas express favoritas.




Por otro lado, a la pequeña señorita Doll no le gusta mucho comer frutas... Hemos intentado con todas (o casi) y las únicas que resultaron fueron las mandarinas, así que, de un tiempo a esta parte, nunca faltan mandarinas en casa.


Ingredientes:


- mandarinas grandes, 2 (mejor si son orgánicas!)
- azúcar, 400 g (2 tazas de te de 200 ml)
          OJO! Se que parece muchísima azúcar, pero si se le pone menos, el budín queda amargo!
- huevos, 2
- harina 240 g (2 tazas iguales a las anteriores) 
- polvo de hornear o levadura química, 2 cditas
- sal, una pizca
- aceite, 60 ml
- extracto de vainilla, 1 cdita


A por ello!

Precalentar el horno a 180 ºC.

Lavar bien las mandarinas y partirlas en la mitad para quitarles las semillas. Meterlas (si, si! Con cáscara y todo!) en el vaso de la licuadora y procesar hasta obtener una pasta. Incorporar el resto de los ingredientes y mezclar bien.



Volcar la mezcla en un molde de budín enmantecado y enharinado (o bien rociado con spray vegetal)
Hornear a 180 ºC,  45 a 50 minutos.

Desmoldar sobre una rejilla y antes que se seque espolvorear con azúcar impalpable o glas.

A disfrutar!


Molde de Bundt: Nordic Ware (Jubilee). Tazas y paño: Greengate. Platos: IKEA. Tenedores Zwilling J.A. Henckels

2 comentarios:

  1. Es impresionante lo mucho que has aprendido con tus abuelos!!! Ya quisiera yo esa herencia para hacer los bizcochos como tú. Te ha quedado de lujo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Yolanda! Tuve la suerte (aunque en su momento no me lo pareció...) de vivir dos años con mis abuelos. Ambos tan diferentes pero llenos de energía, haciendo siempre un montón de cosas.... y si que aprendí! Ahora han pasado 20 años, han cambiado mucho las cosas y realmente me doy cuenta de lo afortunada que fui :)

      Eliminar

Muchas gracias por tu visita y por detenerte este ratito en nuestra cocina! Nos hace muchísima ilusión leer tu comentario!
Si te animas a hacer una receta, nos encantaría que compartas con nosotros a través de facebook, instagram o aquí mismo!
Si tienes dudas, o no entiendes algo, por favor, haznos tu pregunta!
Si tienes sugerencias, siempre serán bienvenidas!